fbpx

Los directivos de IFA quieren mantener vivo el salón

ifa_2020

Los organizadores de la IFA, el salón anual de electrónica de consumo de Berlín, se han comprometido a celebrarla el próximo septiembre en un espacio físico, aunque con fuertes restricciones. De este modo, se apartan de la tendencia a realizar únicamente congresos virtuales que se ha impuesto durante la pandemia de Covid-19 (nuevo coronavirus).

Se limitará mucho el número de asistentes y se aplicarán diversas medidas de distanciamiento social para cumplir con las estrictas normas de salud pública que se espera que sigan vigentes el 3 de setiembre, la fecha programada para su inicio.

En este nuevo formato, la IFA se dividirá en cuatro apartados, cada uno de ellos con un límite de 1.000 asistentes por día y listas de invitados. A diferencia de otros años, estará cerrada al público y no durará una semana, sino tan solo tres días. Se ofrecerá una versión virtual para quienes no puedan asistir.

Los cuatro segmentos independientes serán los de medios de comunicación, firmas incipientes, expertos técnicos, y minoristas y marcas. Todas las sesiones tendrán lugar en el mismo recinto, en vez de repartirse como de costumbre por toda la ciudad de Berlín.

En caso de rebrote de la pandemia, se prevé una IFA totalmente virtual.

Demanda acumulada

Jens Heithecker (en la foto), director ejecutivo de la IFA, señala que los asistentes extranjeros podrían seguir sujetos a restricciones de viaje, pero confía en que el nuevo formato permitirá que la feria tenga éxito sin plantear riesgos de salud pública.

Añade que satisfará las necesidades de medios de comunicación, marcas, fabricantes y minoristas.

Explica que “Berlín es una de las pocas capitales del mundo que no han resultado muy afectadas por el coronavirus” y señala que es importante para los expositores participar en la IFA antes de que lleguen las temporadas clave del comercio minorista, en las que se espera “demanda acumulada” de productos.

Los organizadores de IFA gfu consumer & home electronics descatraron en abril celebrar la feria en su formato habitual, porque las autoridades berlinesas prohibieron la celebración de actos con más de 5.000 asistentes hasta el 24 de octubre en el marco de las medidas destinadas a frenar la propagación del Covid-19.

En 2019, la IFA acogió a 240.000 asistentes y a 2.000 expositores. Las principales firmas de tecnología de consumo expusieron dispositivos móviles, cámaras digitales, televisores, roperos conectados y multitud de otros gadgets.

Empresas como Samsung y Sony también suelen lanzar nuevos productos en dicha feria.

Publicado originalmente en en Mobile World Live en español

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.