fbpx

Apple: los reyes del marketing y de la distorsión de la realidad

iPhone14_apple

También puedes leer este artículo en: Català

El próximo mes hará 32 años que compré mi primer ordenador Apple, un Macintosh LC. Más o menos, son los mismos años que llevo siguiendo informativamente la empresa. En todo este tiempo, nunca ha dejado de maravillarme la capacidad de la marca para atrapar a sus adeptos dentro de un campo de distorsión de la realidad, un campo que se intensificó en el año 2007 con la llegada de ‘iPhone.

Estos días lo estoy volviendo a comprobar. Los consumidores más impacientes se han apresurado a cambiar su teléfono por uno de los nuevos iPhone 14 Pro, el modelo de gama alta que Apple presentó el pasado día 7 y está vendiendo desde la semana pasada. Más de uno de estos clientes de Apple ya me han cantado las excelencias de la función Always On Display (AOD) que incorporan los nuevos teléfonos, que sigue mostrando en pantalla información básica como la fecha, la hora y varias notificaciones incluso cuando está apagada. Alguien me ha llegado a decir que no sabe cómo ha podido vivir hasta ahora sin la AOD. Y la verdad, es muy práctico. Tanto, que lleva años sin comprar ningún teléfono con sistema Android que no lo tenga, porque me ahorra tener que alargar la mano para coger el aparato para saber qué hora es. Ahora bien, siempre que se lo contaba a un propietario de iPhone me decía que no había para tanto.

Ahora, seguro, la cosa cambiará y la AOD pasará a ser imprescindible para mucha gente, que pagarán sin despeinarse más del triple de lo necesario: el iPhone 14 Pro de 128 GB, el más barato de los que disponen de AOD cuesta 1.319 euros, mientras que Samsung ofrece la función a partir del modelo de gama media Galaxy A53 5G, que se puede comprar por 389 euros. Naturalmente, ambos teléfonos no son comparables en otros aspectos, pero la diferencia es un síntoma de la segmentación de catálogo que Apple practica, cada vez más estricta: los iPhone 14 no-Pro, que cuestan 310 euros menos que los Pro, llevan pantalla de la misma tecnología, pero carecen de AOD. Y dejo para otro día desarrollar por qué los iPhone 14 mantienen el mismo precio que los iPhone 13 sólo en EE.UU.; en el resto del mundo, pese a no incluir algunas de las nuevas funciones avanzadas como la conectividad de emergencia vía satélite y la supresión de la tarjeta SIM física, cuestan una media de 100 euros más que los de hace un año.

Publicado en el diari Ara
ara_20220925_emprenem

Subscripció a albertcuesta.com

Pots rebre els articles subscrivint-te al grup de Telegram, o bé rebre'ls per correu electrònic posant la teva adreça aquí:

Albert Cuesta

Periodista, analista, traductor i conferenciant especialitzat en electrònica de consum i tecnologies de la informació. És l’editor d’aquest blog, de l’edició en espanyol del butlletí Mobile World Live de la GSMA i del blog de l'Observatorio Nacional de la 5G. També col·labora al diari Ara, Catalunya Ràdio i TV3. ---------------- Periodista, analista, traductor y conferenciante especializado en electrónica de consumo y tecnologías de la información. Es el editor de este blog, de la edición en español del boletín Mobile World Live de la GSMA y del blog del Observatorio Nacional de la 5G. También colabora en el diario Ara, Catalunya Ràdio y TV3.